La vida es siempre   1 comment

Aire que al respirar me abrís como un golpe: la vida es siempre. Vida que al aire vamos como sueños, caminos, praderas a la noche: el viento sopla en alguna parte. Cada voz es un campo de agua o de nieve. Tu voz es camino. Tu mirada es milagro. Golpe que al aire vamos como sonidos, girasoles, despedidas. Muerte que abrís como un golpe: la vida es siempre; muerte que abrís como muerte. El amanecer sopla en alguna parte. El mar golpea en la noche. Cerca. Siempre. Lejos. Siempre. Abrirse como mares. Dejarse como viento. En qué lugar cayeron oh manos mías, hojas en fragilidad, otoño. En qué lugar fui abismos, cenizas, besos: en qué silencio fui lágrimas. Cárcel que al respirar me abrís como un disparo: la muerte es siempre. Ni felicidad ni dolor: al alba vuelan los pájaros o alguien escribe un poema. Cerca. Siempre. Lejos como un otoño, como lo nunca. Sutil como un aleteo. Tu nombre, el poema, los pájaros, el otoño, un parpadeo: afuera la hierba late o no late, y sin embargo tu palabra es el poema. Y dentro, aquí, allá, en vos, en nadie, en la nieve o el agua, siempre es latidos, caminos, latidos: siempre la vida es siempre.

Anuncios

Publicado agosto 22, 2011 por danielmecca en Mis poemas

Una respuesta a “La vida es siempre

Suscríbete a los comentarios mediante RSS.

  1. “…siempre la vida es siempre.” Magnífico. No sé si lo creo, pero quiero creerlo porque necesito creerlo y eso, basta!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: